04 9月, 2009


18:05 | INDEPENDIENTE 2 - GODOY CRUZ 0 Text : Olé
Tolo el mundo feliz
Era un partido trabado con Godoy Cruz hasta que Gandín la metió de penal y Gallego acertó con los cambios. En el segundo, Martín Gómez desbordó y Piatti definió. Hubo que esperar 45 partidos para que el Rojo ganara dos seguidos. Y Gallego había dicho que la cancha de Lanús estaba embrujada...


Habría que decir que los planetas se alinearon y del cielo cayó una ráfaga de luz que encontró en Darío Gandín a un encomendado, un confidente que, encandilado por la irradiación y ubicado en el tiempo y el lugar exacto, supo dejarse caer en el área de Godoy Cruz cuando lo tocaron. Porque para que Independiente (y Américo Rubén Gallego) rompiera las macumbas históricas que en la previa pesaban en su espalda, tuvieron que hacerle penal –mano derecha a Faraoni- al Chipi.

Hoy, 3 de septiembre del 2009, el Néstor Díaz Pérez de la Ciudad de Lanús fue un valle repleto de rachas rotas. A ver: 1) Pasaron 45 partidos hasta que Independiente pudo ganar dos encuentros seguidos (3 de mayo del 2008 a Newell's 3 a 0 y el 11 de mayo a San Lorenzo 1 a 0, lavez anterior). 2) El Rojo jamás había vencido a Godoy Cruz (hasta esta tarde, el Tomba llevaba tres victorias y el otro había sido empate). 3) El Tolo nunca había ganado como entrenador en cancha de Lanús (dos empates y cuatro derrotas)

Para suerte de los corazones diabólicos, esta vez –no como contra Atlético de Tucumán la fecha pasada- la pelota entró de una en la ejecución. La indicación de Gallego en la semana ("hay que ser protagonistas") cayó como una bendición, porque, partiendo desde la aceleración de Patricio Rodríguez, el equipo fue amplio dominador. Después quedaría tiempo para que Ignacio Piatti convierta su primer gol en su nuevo equipo. Igual, se hizo rogar: Patito disparó dos veces y en el tercer rebote recién la metió el ex Gimnasia. Y, eran demasiadas... Por eso la ruptura de las macumbas se hizo rogar...